Radio Ariel Peru Jorge Paredes Romero

Lo que en verdad deseo para Peru, En mi Peru, Salud, Educacion, Trabajo, Seguridad integral, el verdadero cambio, Ensayo doctrinal al desarrollo, Jorge Paredes Romero

Paquetes Publicitarios Internet para empresas, paginas amarillas peruanas, publicidad economica eficaz, gratis, negocios tiendas, profesionales, oficinas, peluquerias, hosting, web, subdominios, Lima, Peru, Directorio de empresas y profesionales en Peru, hoteles, hostales, transporte de pasajeros, clinicas y hospitales, colegios, institutos de enseñanza superior, agencias de viajes y turismo, fiestas infantiles, florerias, salones de belleza, restaurantes, bazares, zapaterias, contadores, abogados, medicos, abarrotes, discotecas, distribuidoras, abogados actores, administracion ventas, atente, deportivo, agricultor, agronomo arquelogo, arquitecto, artesano, artista, asesores, legales, asistenta social, astrologo, auditor, barman, biologos, bomberos, cardiologo, carnicero, carpintero, cerrajero, cirujano, comerciante, computacion, comunicacion, audiovisual, comunicacion social, consejero, constructor, consultor, contabilidad, contable, contador, cosmeticos, cuidador, decorador, dentista, derecho, dermatologo, deshollinador, detective, dibujante, dietista, diseño, digital, economia, economista, electricistas, enfermero, enfermeras, tecnicas, entrenador, escultor, esteticas, exportador, fabricante, farmaceutico, farmacias, filosofo, fisioterapia, floreria, fotografo, funeraria, gastronomia, geometra, grabador, guia interprete, heladero, imprenta, informatica, ingeniero industrial, mecanico, agronomo, inmobiliaria, investigador, jardinero, joyeria, maestros, mago, mantenimiento, marketing, masajista, medicos, minero, modelo, modista, musico, negocios internacionales, niñera, notario, nutricionista, obstetra, oftalmologo, operador, optica, orquesta, ortopedica, panaderia, panadero, pastelero, pedicuro, peluquero, periodista, pintor, pirotecnico, policia, procurador, profesor, psicologia, psicologo, psicoterapeuta, psiquiatra, puericultura, relojero, reparaciones, restaurador, secretaria, secretariado, soldador, subastador, taxista, oficina, tecnico diseño grafico, tecnicos, telecomunicaciones, topografo, traductor, transportes, transportista, urologo, vendedor, venta publicidad, veterinario, visitador medico, zapateria, zapatero
  page counter  
 

¿A esto hemos llegado?

(Apenas un esbozo de nuestra situación)

     
He batallado durante muchos años buscando “Justicia Social”, he conversado con muchas personas que han sufrido al igual que yo, el golpe de quienes tienen la sartén por el mango, gente posicionada en cargos, que tienen dinero, quizá porque temporalmente han accedido a una posición con cierto poder, y siempre he visto en los abusados una conducta pasiva, resignada, lo mismo he observado en grupos sindicales o asociaciones de personas, que se agruparon para conseguir algo en bien del colectivo que representaban, no es una percepción de unas semanas o un par de años, es algo que he percibido toda mi vida, la abulia de un pueblo acostumbrado a ser maltratado, engañado y utilizado, que no reacciona, sobre todo por miedo a ser catalogados como terroristas, porque esa es la etiqueta que coloca el Sistema, a personas a las cuales quiere atemorizar, ya que con esa etiqueta encima, se corre riesgo de ir a la cárcel sin mucho trámite.  

Jorge Paredes Romero

 

Y también he visto dirigentes de grupos aparentemente combativos, de ciertos colectivos, que bajo cualquier análisis estarían luchando por algo que es justo, indiscutible, pero también terminaron doblegados y he podido apreciar ciertos partidos o movimientos, cuyos mejores líderes jamás buscaron rodearse de cúpulas y masas inteligentes, solo tuvieron alrededor gente entusiasta, ayayera y con tiempo para reunirse y ensayar consignas que después gritan en marchas y protestas y también habría líderes supuestamente decididos, luchadores, que lamentablemente terminaron buscando su propio bien y eso les llenó la cabeza de erradas metas.

       

Lamentablemente, gran sector del pueblo está acostumbrado a la violencia (educados así) y recurren a esa violencia, sin pensar que eso es buscado por el Sistema, quien teniendo mejores argumentos y armas, pues siempre termina venciendo a quienes se rebelen, peor aun con leyes como la 30151 y también ahí están los apetitos de las cúpulas de diversos grupos, que lo único que han logrado es dividir al pueblo, que en vez de luchar como un solo colectivo, han debilitado sus esfuerzos y eso también le es conveniente al Sistema y por último tenemos la presencia de algunos traidores y ambiciosos, que terminaron por destruir todo esfuerzo, que quizá mejor encaminado hubiera logrado mejores resultados.

Esto por ejemplo lo veo en el colectivo de las personas llamadas con discapacidad, quienes no obstante disponer de una ley y luego otra, no han logrado desde 1999 surgir mejor organizados,  concretar los beneficios que les permitiría hacer de ellos personas más dignas, dejando la exclusión y ciertas etiquetas que siguen postergando su inclusión y participación, en la construcción de una sociedad más justa y proveedora de una vida mas digna para ellos y sus familiares, que también están atrapados en la llamada discapacidad.

Frente a todo ello, hay quienes durante mucho tiempo en forma indesmayable, emprendieron luchas casi quijotescas, arriesgando mucho de sí, escribiendo, interviniendo en medios de comunicación que les invitan o también estos luchadores llaman o envían mensajes a ciertas emisoras, radios, canales de TV. que les parecen identificadas con sus luchas, pero finalmente quedan solos y un luchador solitario e incomprendido, jamás podría conseguir lo que otros incluso se esfuerzan por destruir, porque hay quienes pareciera es su inclinación, disfrutan mucho tratando de ridiculizar a quienes asumimos la defensa del pueblo indefenso y nos exponemos, tratando de obtener un trato justo para quienes vienen siendo abusados, y por ello no percibimos beneficio personal alguno, no es el propósito, el objetivo es quebrar las injusticias, procurar una vida digna, para quienes vienen siendo burlados por los que se encimaron en el poder y desde allí procuran hacer tanto daño como sea posible y muy poco es que lo consigue para la sociedad en su conjunto.

Pero indudablemente que el pueblo, sin ayuda profesional idónea, sin el amparo que pueda darle el Estado, porque este favorece siempre al Sistema, termina por rendirse a seguir siendo abusado, ya no lucha, no protesta y simplemente se deja llevar al matadero y desiste de cualquier oposición. Se acostumbró a sufrir, quizá de allí surgió aquella frase: “Sufre peruano, sufre” y este deja de protestar, ya no asiste a marchas ni convocatorias, termina conformándose con lo que recibe, con lo que le dan y se suma a quienes terminan frente a un televisor como un espectador más de ciertos programetes que nada bueno le darán, que terminarán por adormecer su alma y llegará el momento en que hasta podría ser un defensor de ese status que antes le incomodaba, pero ahora ya todo le es indiferente, se acostumbró, se conformó.

Últimamente nos vemos atosigados de incendios extraños, para entre ellos también quemarse almacenes del ministerio de educación, el de salud y hace pocas horas (junio 2017) incendiarse uno del Ministerio público ¿extraño, verdad? este ultimo luego de dos gigantescos incendios en el centro de Lima, días antes otro en Callao, etc.

Pues si, a esto hemos llegado... lamentablemente así estamos, ya no se lucha, nos hemos dejado doblegar, la corrupción se apoderó de bajos, medios y altos estamentos, es el quehacer de muchos políticos que ahora solo buscan enriquecerse, porque saben que tendrán a su disposición, a diversos precios, pero ahí estará disponible la impunidad mientras quinquenio tras quinquenio se eligen, reeligen y se ayudan unos a otros, los que desde el poder se han convertido en cómplices del Sistema y continúan con el saqueo de nuestras riquezas, mientras otros se encargan de adormecer al pueblo, surgen cortinas de humo, mientras el erario fiscal es desviado a cuentas personales o de testaferros y el pueblo sigue sin salud, sin educación, sin trabajo y atormentado por una inseguridad tanto ciudadana como previsora, que termina por aplastar y destruir ilusiones y sueños de jóvenes, de señoritas universitarias, de padres que vienen del extranjero de visita, aun de turistas que vienen en busca de las grandezas de nuestra historia, pero terminan unos robados, otros asesinados. A esto hemos llegado, estamos ya en Junio del 2017...

Jorge Paredes Romero

Humanista peruano

 


 

 
         

La solución

Una doctrina

Más comentarios

Más escritos

Mi vida

Mis canciones